La DGT ha comenzado abril comunicando que ha realizado una campaña durante siete días, controlando más de 400.000 vehículos y ha detectado a 5.841 personas que viajaban sin ningún dispositivo de seguridad.

El 76% de las personas que no llevaban el cinturón de seguridad o el SRI lo hacían por carreteras convencionales, las más peligrosas y en las que la salida de vía es el siniestro más frecuente.

En concreto, 5.524 adultos han sido sancionados por no utilizar el cinturón de seguridad, una cifra que se ha visto ligeramente incrementada con respecto a la anterior edición de esta campaña y que supone que 3.043 conductores, 1.270 pasajeros de los asientos delanteros y 1.211 de los traseros no viajaban debidamente protegidos en sus vehículos en caso de haber sufrido un siniestro de tráfico.

Asimismo, la Dirección General de Tráfico recuerda que está demostrado que el cinturón de seguridad, además de reducir en un 50% el riesgo de fallecer en un siniestro de tráfico, protege de salir despedido del habitáculo, así como de impactar contra el parabrisas. En casco urbano, la posibilidad de resultar herido grave o muerto es 5 veces menor si se lleva puesto el cinturón de seguridad.

Abrir chat

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar